Posteado por: lay11 | 27 mayo, 2013

Homilías Semana del 13 – 15 de Mayo del 2013

15 de Mayo del 2013

Celebrante: Padre Charles Dumphy, Diócesis de Worcester, USA
Pastor Retirado, Diócesis de Worceser

Primera Lectura: Hechos 20,28-38
“Os dejo en manos de Dios, que tiene poder para construiros y daros parte en la herencia”

Salmo Responsorial: 67
“Reyes de la tierra, cantad a Dios.”

Oh Dios, despliega tu poder, / tu poder, oh Dios, que actúa en favor nuestro. / A tu templo de Jerusalén / traigan los reyes su tributo. R.
Reyes de la tierra, cantad a Dios, / tocad para el Señor, / que avanza por los cielos, / los cielos antiquísimos, / que lanza su voz, su voz poderosa: / “Reconoced el poder de Dios.” R.
Sobre Israel resplandece su majestad, / y su poder, sobre las nubes. / ¡Dios sea bendito! R.

Evangelio: Juan 17,11b-19
“Que sean uno, como nosotros”

Homilía:

Buenos días. Gracias por acompañarme en esta capilla, ustedes en casa, para celebrar las bondades de DIOS a nosotros mientras los recibimos aquí físicamente en la Eucaristía y en su casa espiritualmente el regalo de DIOS mismo. Tenemos muchas intenciones las cuales recordamos en nuestras Misas y en el día de hoy recordamos a Mary Falrey. Comenzamos nuestra celebración de la bondad de DIOS.
Señor Dios, a quien pertenece toda la creación, y que nos llama a servirle por el cuidado de los dones que nos rodean, nos inspire en el ejemplo de San Isidoro de compartir nuestro pan con el hambriento y para trabajar por la salvación de todos los hombres. Por nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo, que vive y reina contigo en la unidad del Espíritu Santo y es Dios, por los siglos de los siglos.
¿Hicieron sus oraciones de por la mañana? Fuimos criados con el pensar de hacer las oraciones por la mañana y por las noches. Hay gestos que ya no hago como la genuflexión. En un tiempo en San Jorge, luego de dar la Misa, vino donde mi un hombre y me dijo, sabe, cuando usted hace la genuflexión nosotros apostamos de si se pueda levantar nuevamente. Así que decidí hacer un gesto de reverencia con la cabeza. Pero la Oración, ¿Qué es la Oración? Muchos dirán, es hablar con DIOS. Esto es cierto. Pero es algo mas profundo que eso. La Oración es una conversación con DIOS. No solo yo hablándole a El. Parte de mi Oración tiene que ser, la Escucha de DIOS y DIOS contesta las Oraciones, tal vez no de la manera que yo quiero, pero lo mejor para mi. El puede contestar mis Oraciones con un pensamiento que yo tenga, con alguien que me hable a mi, a través de un evento. DIOS habla de muchas maneras.  Solo tengo que escuchar y estar alerta a eso. Nosotros Oramos por muchas coas. Oramos por nosotros mismos. Por las cosas que queremos. Las cosas que necesitamos. Oramos por la Familia y por Amigos, por aquellos que pudieran estar enfermos, oramos por los hombres y mujeres que están en el Servicio, especialmente en Afganistán, para que estén seguros y vuelvan a casa pronto. Oramos por la paz. Cosas que significan para nosotros y para nuestro mundo.  A través de la Oración expresamos un acto de fe. Las personas de hoy en día dirán, tu oras a DIOS y ¿quién es DIOS? ¿El oirá? ¿El le importará? La contestación a todas estas preguntas es, absolutamente que si. Es por la fe que creó que DIOS le importa. Miren lo que Jesus promete en el Evangelio de hoy. El dice que el Orará por estas personas, sus Apóstoles que están allí y al mismo tiempo dice, (del Evangelio del Domingo) No solo oro por ellos, sus Apóstoles pero también por los que creen en mi a través de su Palabra. El Ora por nosotros. Muchas veces el terminamos las Oraciones, especialmente en la Misa diciendo “a través de Cristo, nuestro Señor”. Nosotros ofrecemos nuestros pensamientos y oraciones a través de Jesus. Porque el vino a este mundo por el amor a nosotros. El dio su vida por amor a nosotros, para que tengamos todo lo que necesitamos. Así que mientras Cristo ora por nosotros, el no nos garantiza que vamos a tener una vida perfecta en este mundo. Ustedes ven al mundo y aún en nuestra propia vida con dolores y sufrimientos, tragedias y dificultades. Había una canción atrás en los años 60, “nunca te prometí un jardín de rosas”. DIOS nos promete rosas, bellas rosas, se volvió la vida pero no el jardín. Tenemos que trabajar las dificultades del jardinero, en cuidar, en preocuparnos para este jardín en el cual vivimos mutuamente. Pero el nos promete la cosa mas importante, la vida en El. Nosotros mismos nunca pensamos en Orar por el Cielo. Estamos tan atado a tantas cosas. Estamos preocupados de alguna vacación, graduación, entraré a aquella Universidad, cosas que significan ahora. Pero si paramos y calladamente pensamos por un tiempo, pensemos en cosas en nuestras vidas que pasaron 5 o 50 años atrás que llegaron a nuestras vidas, que queremos tanto y como hicieron nuestras vidas felices y que se han ido. Es ahora y el futuro y es por esto que Oramos y Jesus ora por nosotros que vivamos en este mundo siguiendo a Jesus en esta vida, a través de esta vida y en la vida en el cielo.

Mayo 14, 2013

Celebrante: Monseñor Robert Johnson, Diócesis de Worcester, USA
Rector de la Catedral de San Pablo

Primera Lectura: Hechos 1,15-17.20-26
“Echaron suertes, le tocó a Matías y lo asociaron a los once apóstoles”

Salmo Responsorial: 112
“El Señor lo sentó con los príncipes de su pueblo.”

Alabad, siervos del Señor, / alabad el nombre del Señor. / Bendito sea el nombre del Señor, / ahora y por siempre. R.
De la salida del sol hasta su ocaso, / alabado sea el nombre del Señor. / El Señor se eleva sobre todos los pueblos, / su gloria sobre el cielo. R.
¿Quién como el Señor, Dios nuestro, / que se eleva en su trono / y se abaja para mirar / al cielo y a la tierra? R.
Levanta del polvo al desvalido, / alza de la basura al pobre, / para sentarlo con los príncipes, / los príncipes de su pueblo. R.

Evangelio: Juan 15,9-17
“No sois vosotros los que me habéis elegido, soy yo quien os he elegido”

Homilía:San Matías

Mis Hermanos y Hermanas, nos reunimos hoy en esta gran Fiesta de San Matías.  El Apóstol escogido por el grupo para reemplazar a Judas. El Apóstol escogido por DIOS para transmitir, para predicar, enseñar su Santa Palabra.
Oremos.
Oh Dios, que asigna San Matías un lugar en el colegio de los Apóstoles, concédenos, por su intercesión, que, regocijándose de cómo su amor se ha asignado a nosotros, nos merezcamos ser contados entre los elegidos. Por nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo, que vive y reina contigo en la unidad del Espíritu Santo y es Dios, por los siglos de los siglos.

En el día de hoy la Iglesia celebra la Fiesta de San Matías, un Santo escogido por DIOS de la manera muy poco usual. Podemos estar seguros que el método que usaron los Apóstoles de tomar una decisión mediante el uso de lotes (paja o piedras, etc) que se tiran o extraer, no podrá reemplazar el uso de la votación secreta usada por el Colegio de Cardenales para elegir al Santo Padre, el Papa. En la Lectura del día de hoy de los Hechos de los Apóstoles, los Discípulos están reunidos en Jerusalén, para llenar la vacante creada por la muerte de Judas el Iscariote. Una calificación profunda para el trabajo es alguien que haya acompañado a los doce durante el ministerio de Jesus, a través de Su Muerte y Resurrección y hasta su Ascensión. Dos candidatos emergieron como que tenían las credenciales apropiadas, José el Justo y Matías y la suerte la obtuvo Matías. En el día de hoy es el último día que oiremos acerca de este Santo en el Nuevo Testamento. Muy poco se sabe de él. Hay leyendas de Matías tomando viajes a Etiopía e historias de su muerte como Mártir, pero no hay mas en las Escrituras. ¿Pero porque recordar a un Santo con una biografía tan corta y elegido por los dados? Una pregunta legítima. Tal vez porque su marca en la historia es bien similar a la nuestra. Hay muchas cosas en común que compartimos con los Apóstoles pero bien en particular, con este Apóstol. No todos de nosotros somos elegidos Obispos. No todos nosotros somos elegidos como Cardenales. Pero lo importante es y creo que se entiende en el Evangelio de hoy tomado de San Juan, es que Jesús mismo nos ha escogido, en el bautismo y a través de las aguas bautismales tu y yo no solo hemos sido escogidos por DIOS, pero configurados a DIOS. Configurados de una manera radical e importante, como los Apóstoles lo fueron. Como Matías, no dejamos el legado en la historia de la Iglesia. Nuestros nombres no serán escritos en ningún documento importante. No menos importante, como Mathias, nosotros también han sido elegidos y como el Evangelio nos recuerda, también nosotros hemos sido enviados. Jesus nos recuerda, no son ustedes que me han escogido a mi, pero Yo los he escogido a ustedes y te He designado para ir y dar fruto que permanecerá. Ven, no es suficiente que hayamos sido escogidos, no es suficiente que hayamos sido bautizados. DIOS espera mas porque DIOS nos ha escogido para mas a cada uno de nosotros. Cada uno de nosotros es llamado para dejar este sitio de los confines de la Iglesia e ir al mundo, como esos Apóstoles, como esos primeros predicadores y Maestros de la Fe, para difundirlo, para proclamarlo, testificar a esa fe, aún cuando es difícil. Aún cuando hay peligros. Jesús nos manda amarnos los unos a los otros. El mas grande de todos los mandamientos dados por DIOS. Lo que hacemos en su Nombre, lo que hacemos por el hecho de la virtud de que hemos sido escogidos y enviados, lo hacemos como El lo hizo. Lo hacemos como El lo hubiera hecho, porque actuamos en su persona, actuamos en su nombre, actuamos con el mismo valor y convicción, esperanza, gozo y confidencia de que el Padre que ha llamado a esos Apóstoles, el Padre que ha llamado a Jesus también ha llamado a cada uno de nosotros y nos envía a vivir, a proclamar, testificar a dar a amar. A amar al otro. Cada uno de nosotros está llamado a dar frutos, e el Nombre de Jesus, en el mundo. El bautismo en algunas formas no es suficiente. Es maravilloso, porque DIOS nos ha escogido, DIOS nos ha ungido y DIOS nos ha hecho su propio Hijo. Pero la historia continúa. ¿Hemos sido escogido para que? Para ser enviado al mundo y hacer una diferencia con tu Fe y con la mía. Así que en el día de hoy, mis Hermanos y mis Hermanas, recordamos a San Matías y celebramos esta Eucaristía mientras nos vemos a nosotros contados entre los Apóstoles, nombrados y escogidos y enviados de ir de aquí, anunciando el Evangelio del Señor. Anunciando la salvación traída por El que ha vivido y muerto por ti y por mi, para que podamos conocer la Gloria del Cielo, que podamos conocer y ver a DIOS cara a cara. No solo en este mundo, pero mas perfectamente en la próxima.

13 de Mayo del 2013

Celebrante: Monseñor James Moroney, Diócesis de Worcester, USA
St. John Seminary, Brighton

Lecturas de la liturgia

Primera Lectura: Hechos 19,1-8
“¿Recibisteis el Espíritu Santo al aceptar la fe?”

Salmo Responsorial: 67
“Reyes de la tierra, cantad a Dios.”

Se levanta Dios, y se dispersan sus enemigos, / huyen de su presencia los que lo odian; / como el humo se disipa, se disipan ellos; / como se derrite la cera ante el fuego, / así perecen los impíos ante Dios. R.
En cambio, los justos se alegran, / gozan en la presencia de Dios, / rebosando de alegría. / Cantad a Dios, tocad en su honor, / su nombre es el Señor. R.
Padre de huérfanos, protector de viudas, / Dios vive en su santa morada. / Dios prepara casa a los desvalidos, / libera a los cautivos y los enriquece. R

Evangelio: Juan 16,29-33
“Tened valor: yo he vencido al mundo”

Homilía:

Oremos: Que el poder del Espíritu Santo venga a nosotros, te rogamos Oh Señor. Para que mantengamos tu voluntad fielmente en nuestras mentes y lo expresemos   en una vida forma de vida devota., a través de tu Hijo Jesucristo, que vive y reina contigo en la unidad del Espíritu Santo y es Dios, por los siglos de los siglos.

Es un pasaje fuerte del Evangelio de Juan, cuando Jesus se dirige a sus discípulos y ellos creen que han logrado una cosa realmente grande cuando han hecho esta prefesión: “Nosotros creemos que tu vienes de DIOS”, ahora danos unas palmaditas en la espalda y dinos que bueno somos. El se dirige a ellos y les dice: Así que ustedes piensan que creen. Pero muchos de ustedes ya y varios de ustedes eventualmente me abandonarán. Las palabras son: “serán esparcidos en su hogar y me dejarán solo”. Jesús está profetizando que lo abandonarán cuando esté clavado a la cruz. Como San Juan dijo que en el final había solo dos que quedaron al pie de la cruz, La Santísima Virgen y el mismo joven San Juan. Todos los demás huyeron.  Pero hay un significado mas profundo a la Profecía del Señor.  También está hablando de todos aquellos que han dejado la Iglesia, que han huido y lo han dejado solo. De acuerdo a un estudio conducido por la Forma pura en la vida religiosa y pública, uno de cada tres católicos que ha sido bautizado en nuestro tiempo de vida, uno de cada tres ha dejado la Iglesia. Ustedes los conocen. Ellos son sus Hijos y sus Hijas, sus Hermanos o sus Amigos, sus colegas en el trabajo. ¿Porqué han dejado la Iglesia? ¿Cómo los podemos traer de vuelta?  es en muchos aspectos la pregunta dolorosa, definida, que quema de nuestra generación. Una razón del porque se han ido. Es por la falta de apreciación a la obediencia, la mas dura de todas las virtudes. La habilidad para decir que DIOS está en control y que yo soy su hijo no merecedor y lo mejor que yo puedo hacer en la vida es obedecer su voluntad y no la mía. La obediencia es bien impopular en el mundo de hoy. Nunca ha sido muy popular. Queremos hacer nuestra propia voluntad. Queremos trazar nuestro propio camino. Queremos planificar nuestras propias carreras, ¿cómo mas podemos hechas hacia adelante? Pero por virtud de nuestro bautizo. Debemos conformarnos a aquel que escogió estar en último lugar. Lavar pies. Se obediente a la voluntad de su Padre, aún hasta la muerte, muerte de cruz. A través de esa cruz, Jesús nos enseña el significado de la vida con amor y el verdadero amor es solo nacido de la obediencia y sacrificio. El aprendió la obediencia por lo que sufrió, nos dice San Pablo. Santa Catalina de Siena solía decir: “La obediencia es la medida de la humildad y la humildad la medida de la obediencia”. Otro gran Santo una vez escribió en este tiempo del año, un Sacerdote que iba a recibir las nuevas transferencias para ir a diferentes Parroquias. Hablando de una prueba de obediencia! Hubo una vez un gran Santo que escribió a un Sacerdote que no estaba muy emocionado con su asignación escribió: “Si usted es enviado a una ciudad o a una misión en un País, empleado en una Universidad como Maestro o un Presidente, o esté trabajando a los ojos del mundo o trabajando escondido en la obscuridad, es todo Pastoral, todo Apostólico debe estar bien seguro de que la obediencia a tu Obispo hace tu unión con el Príncipe de Pastores, completa y tu no puedes hacer mejor tu trabajo mejor que estando donde DIOS te envía. No puedes hacer mejor que estando donde DIOS te envía y para todos aquellos que han dejado la Iglesia, el te envía de vuelta a la Iglesia.

Ir a página de inicio

Ir a página de inicio
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: